Código Ético

 


Nuestras pautas de conducta

1

Respeto a la legalidad, derechos humanos y a los valores éticos
Asumimos el compromiso de actuar siempre de acuerdo con la legislación vigente, con el Sistema Normativo interno establecido con las prácticas éticas internacionalmente aceptadas con respeto a los derechos humanos y las libertades.
2

Respeto a las personas

Rechazamos cualquier manifestación de acoso físico, psicológico, moral o de abuso de autoridad, así como cualquier otra conducta que pueda generar un entorno intimidatorio u ofensivo con los derechos de las personas.
 
3
Desarrollo profesional e igualdad de oportunidades
Promovemos el desarrollo profesional y personal de todos nuestros empleados, asegurando la igualdad de oportunidades a través de sus políticas de actuación.
4
Cooperación y dedicación
Propiciamos un entorno de cooperación y trabajo en equipo para un mejor aprovechamiento de todas las capacidades y recursos.
5
Seguridad y salud en el trabajo
Impulsamos la adopción de políticas de seguridad y salud en el trabajo, adoptamos las medidas preventivas establecidas en la legislación vigente de cada país y velamos en todo momento por el cumplimiento normativo en esta materia. 
6
Uso y protección de los activos
Ponemos a disposición de nuestros empleados los recursos necesarios para el desempeño de su actividad profesional, y nos comprometemos a facilitar los medios para la protección y salvaguarda de los mismos.
7
Corrupción y soborno
La corrupción y el soborno aparecen cuando los empleados hacen uso de prácticas no éticas para la obtención de algún beneficio para la compañía o para ellos mismos. La corrupción y el soborno son una de las categorías de fraude.

La compañía se declara contraria a influir sobre la voluntad de personas ajenas a la empresa para obtener algún beneficio mediante el uso de prácticas no éticas. Tampoco permitirá que otras personas o entidades puedan utilizar esas prácticas con sus empleados.
8
Pagos irregulares y blanqueo de capitales
Establecemos políticas para prevenir y evitar en el transcurso de nuestras operaciones la realización de pagos irregulares o blanqueo de capitales con origen en actividades ilícitas o delictivas.
9
Imagen y reputación corporativa
Consideramos que uno de los elementos básicos que contribuyen a nuestra imagen y reputación corporativa es el establecimiento de relaciones de ciudadanía responsable en aquellas comunidades en las que desarrollamos nuestra actividad.
10
Lealtad a la empresa y conflicto de intereses
Los conflictos de interés aparecen en aquellas circunstancias donde los intereses personales de los empleados, de forma directa o indirecta, son contrarios o entran en colisión con los intereses de la compañía, interfieren en el cumplimiento recto de sus deberes y responsabilidades profesionales o les involucran a título personal en alguna transacción u operación económica de la compañía.

Consideramos que la relación con nuestros empleados debe basarse en la lealtad que nace de unos intereses comunes.
11
Tratamiento de la información y del conocimiento
Consideramos la información y el conocimiento como uno de nuestros activos principales e imprescindibles para la gestión empresarial, por lo que deben ser objeto de una especial protección.

Declaramos la veracidad de la información como principio básico en nuestras actuaciones, por lo que los empleados deben transmitir de forma veraz toda la información que tengan que comunicar, tanto interna como externamente, y en ningún caso proporcionarán, a sabiendas, información incorrecta o inexacta que pueda inducir a error al que la recibe.

12
Relaciones con los clientes
Asumimos, lideramos e impulsamos el compromiso con la calidad, facilitando los recursos necesarios para alcanzar la excelencia y estableciendo las medidas apropiadas para asegurar que la política de calidad sea practicada por todos los empleados de acuerdo con estos principios.

13

Relaciones con los accionistas
Nuestro propósito es la creación continua de valor para nuestros accionistas, por lo que nos comprometemos a proporcionar información objetiva, transparente, adecuada y oportuna sobre la evolución de la compañía y bajo condiciones de igualdad para todos nuestros accionistas. De igual manera, nos comprometemos a desarrollar las bases necesarias para la participación de nuestros accionistas en las decisiones que les corresponden.
14
Relaciones con empresas colaboradoras y proveedores
Consideramos a nuestros proveedores y empresas colaboradoras parte indispensable para la consecución de nuestros objetivos de crecimiento y de mejora de la calidad de servicio, buscando establecer con ellos relaciones basadas en la confianza y el beneficio mutuo.
15
Respeto al medio ambiente
La preservación del medio ambiente es uno de nuestros principios básicos de actuación. Consecuentemente con ello, tenemos definida una política e implantado un sistema de gestión medioambiental.

Política de Compliance


La Política de Compliance, que desarrolla el Código Ético del Grupo Naturgy y se integra dentro del sistema de gestión de Compliance, tiene por objeto definir los principios generales que informan dicho sistema, así como los principales compromisos que son asumidos por la organización en materia de cumplimiento y que deben guiar su comportamiento en todos sus ámbitos de actuación y en la consecución de sus objetivos empresariales.

​La Política de Compliance ha sido aprobada por el Consejo de Administración de Naturgy Energy Group, S.A. con fecha 29 de enero de 2019, y debe ser conocida y aplicada por todos los administradores, directivos y empleados de Naturgy Energy Group, S.A. y de todas las sociedades y entidades pertenecientes al Grupo Naturgy, incluyendo aquellas sociedades o entidades participadas sobre las que tiene un control efectivo o la responsabilidad en su operación y/o gestión.

Política Anticorrupción


La Política Anticorrupción de Naturgy se entiende como una extensión del capítulo 4.7. “Corrupción y Soborno” del Código Ético del grupo.

Con fecha 23 de diciembre de 2010, entró en vigor la reforma de la Ley Orgánica 10/1995 del Código Penal, mediante la cual se estableció la responsabilidad penal de las personas jurídicas, de tal forma que una sociedad puede ser declarada responsable por la comisión de los delitos establecidos en la Ley Orgánica 10/1995 y sus posteriores modificaciones (en adelante los delitos) tanto si ha sido realizados en su nombre y por cuenta de la misma por sus representantes legales y administradores, como si se ha realizado por personas sometidas a su autoridad y no se ha ejercido el debido control.

Asimismo, dicha Ley prevé algunas medidas a través de las que las personas jurídicas pueden atenuar o eximir su responsabilidad, entre las que se encuentra el establecimiento de medidas eficaces para prevenir y descubrir los delitos que pudieran cometerse en la organización.

En este contexto, Naturgy ha implementado un Modelo de Prevención Penal que establece las medidas de control necesarias para evitar la comisión de delitos por parte de sus administradores o de los empleados bajo su supervisión.

Para dar cumplimiento a los requerimientos en materia de prevención penal, y de forma específica, a la cobertura a los principales riesgos legales, reputacionales y económicos a los que está expuesto el grupo, se ha considerado necesario establecer los principios básicos de un modelo anticorrupción, los cuales quedan reflejados en la Política.

El documento tiene por objeto establecer los principios que deben guiar la conducta de todos los empleados y administradores de las empresas del grupo con respecto a la prevención, detección, investigación y remedio de cualquier práctica corrupta en el seno de la organización.

La Política Anticorrupción ha sido aprobada por el Comité de Dirección de Naturgy, siendo de aplicación obligatoria para todos los empleados de Naturgy.

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para personalizar tu navegación y analizar tu actividad en la web con objetivos estadísticos y para mostrar publicidad. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.